top of page

Cómo diseñar y hacer efectivo un plan de acción


Para alcanzar nuestras metas, no es suficiente con la motivación o la disciplina, también hace falta contar con un plan de acción que nos permita llegar al objetivo de la mejor forma. Al momento de diseñarlo, debemos tener en consideración en primer lugar las etapas necesarias para llegar a esa meta, lo que podríamos llamar objetivos intermedios o escalones hacia la cima. Debemos tener en cuenta también los recursos que se necesitan para completar las etapas hacia la meta y asegurar contar con esos recursos, además de observar qué recursos adicionales tenemos que podrían ayudarnos a llegar de mejor manera a los objetivos.


Una vez que hemos establecido una meta específica, medible, alcanzable, realista y con un plazo definido, podemos trabajar en diseñar un plan de acción que sea escalado y realizable, pero al mismo tiempo desafiante para utilizar todos los recursos disponibles y así obtener resultados de excelencia. Es importante procurar que los objetivos intermedios estén correctamente alineados con la meta final y sean atendibles dentro de plazos razonables que nos permitan contar con hitos identificables enfocados hacia el logro efectivo, puesto que poder reconocer y celebrar los logros será fundamental para sostener la motivación en el camino hacia el objetivo final.





Un plan de acción será efectivo en cuanto pueda ser realizado por completo y para eso se debe ser riguroso en la claridad de los hitos y, al mismo tiempo, contar con una flexibilidad que facilite realizar adecuaciones en el camino cuando sea necesario. Es importante tener a la mano las herramientas y recursos que se identifican en la etapa previa a la planificación y perder jamás de vista el objetivo final, alineado con un propósito mayor.


Asimismo, es recomendable revisar cautelosamente los obstáculos que podrían presentarse en el camino y estudiar las alternativas disponibles para que dichos obstáculos no se traduzcan en detenciones, sino que puedan ser aprovechados en el camino hacia los objetivos. En este punto es importante contar con herramientas y recursos que nos permitan mantener la disciplina para permanecer en el camino trazado y no desviarnos o detenernos cuando se presenten adversidades.


Finalmente, el mejor plan no necesariamente es el que está trazado en forma acuciosa, detallada o perfecta, sino aquel que permite llegar de mejor manera a cumplir las metas con excelencia y, sobre todo, con satisfacción.



¿Te interesa profundizar tu conocimiento sobre temas ejecutivos? En Latam Coaching Network te ofrecemos la formación de "Coaching Profesional" con la oportunidad de especializarte en "Coaching Ejecutivo". Conoce más aquí.

19 visualizaciones

Comments


5 CRITERIOS
Entradas Recientes
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
Síguenos
bottom of page